"Las obras realizadas sin sinceridad son como el viajero que lleva arena en su cantimplora. Llevarla le supone un peso y no le aporta ningun beneficio".
Ibn Al-Qayyim

miércoles, 24 de diciembre de 2014

Eruditos musulmanes condenan la masacre de Peshawar

“Como líderes y predicadores religiosos, es nuestro deber moral respetar las verdaderas enseñanzas del Islam”, dijo Maulana Abdul Jabbar Azmi



Decenas de niños mueren en el ataque a una escuela de Peshawar
Decenas de niños mueren en el ataque a una escuela de Peshawar
En condena a la masacre de la escuela de Peshawar, que se ha cobrado decenas de muertos, los imames y dirigentes musulmanes de todo el mundo aprovecharon el jutba (sermón) del viernes para subrayar el mensaje de misericordia y justicia del Islam, describiendo a los atacantes de la escuela como "bárbaros" que empañan la imagen de la fe islámica.
"¿Qué crimen han cometido estos niños en Pakistán, o los niños en Siria, Irak y otros lugares, que dé lugar a que sean acribillados a plena luz del día o expulsados y forzados a morir de hambre y vivir atenazados por el miedo y el frío", exclamó sayyed Saleh Abu Talib, imán y jatib de al-Masjid al-Haram (la Gran Mezquita de la Meca), durante su sermón del viernes, de acuerdo a informaciones difundidas por Arab Newsel pasado sábado 20 de diciembre.
"El Islam no sólo no justifica, sino que prohíbe tales crímenes atroces."
"¿Cómo puede esa gente matar a inocentes niños musulmanes en el nombre del Islam cuando el Islam no permite que se dañe a los niños, sean musulmanes o de otra religión."
El imán Abu Talib es uno de los eruditos musulmanes que condenó el ataque masivo de los talibanes en una escuela paquistaní de Peshawar el pasado martes, en el que 149 personas, la mayoría niños de la escuela, fueron asesinadas.
El Tehreek-e-Taliban Pakistan (TTP) se atribuyó la responsabilidad por el ataque, anunciando que los hombres armados habían recibido la orden de disparar a los estudiantes mayores, pero no los niños.
El TTP ordenó el ataque como una venganza por la muerte de cientos de miembros inocentes de la tribu durante sucesivas operaciones del ejército.
El imán de la Gran mezquita, sayyid Abu Talib, acusó a grupos extremistas como los talibanes de obstaculizar la expansión del Islam, convirtiendo las escuelas, los hogares y los mercados musulmanes en campos de batalla.
Expresando sus condolencias a las familias de las víctimas, el sayyid Abdul Rahman Al-Sudais, presidente de los Asuntos de las Dos Sagradas Mezquitas, también instó a los musulmanes a desdeñar los actos de terrorismo y violencia.
"El derramamiento de sangre sin ninguna justificación es una injusticia y crea hostilidad y terror. Las Leyes islámicas veneran y protegen la vida humana", dijo en un comunicado a la Agencia Saudí de Prensa.
Por su parte, el Gran Mufti de Arabia Saudí, Sheij Abdul Aziz Al-Asheij advirtió y previno a los musulmanes contra los engañosos medios que promueven el extremismo.
"La mayoría de los programas violentos difundidos por algunos canales promueven la idea de que el asesinato es un simple modo de venganza. Esta es una actitud equivocada", dijo Al-Asheij.
"Debemos temer a Allah y educar a nuestros niños y niñas y a la sociedad entera en el concepto de que el derramamiento de sangre es ilegal y la violencia un crimen horrendo".
India también
Condenas similares fueron compartidas por los imames de la India durante los sermones del viernes.
"Su depravación ha despertado incluso la vergüenza de los amedrantados animales. Han difamado contra el Islam y no pertenecen a la fe cuyo fundador (Profeta Muhammad la paz sea con él) es considerado rahmatu-l-´alamin (misericordia para la humanidad)", dijo Maulana Obaidullah Qasmi, imán de una mezquita mayor en Chembur, según informó The Time of India.
"¿Cómo pudieron planear y cometer un acto tan inhumano contra personas inocentes, indefensas, incluidos los niños de una escuela?"
Exhortando a los musulmanes a erigirse contra los talibanes, Qasmi recitó un verso del Corán que dice: "Si alguien mata a un creyente deliberadamente, su recompensa será el fuego eterno."
"Los niños son mártires, mientras que los bárbaros se quemarán eternamente en el fuego del infierno", afirmó el imán.
Alrededor de 1.000 miembros de la Asociación de Imames de la India deploraron el ataque, orando por la pronta recuperación de los heridos.
"Como líderes y predicadores religiosos, es nuestro deber moral respetar las verdaderas enseñanzas del Islam", dijo Maulana Abdul Jabbar Azmi, imán de la mezquita indostánica en Byculla y presidente de la asociación.
"Hemos fracasado al tratar de comprender la ideología que hizo a los mercenarios cometer tales brutalidades sobre niños inocentes que se dedicaban a la adquisición de conocimientos."
A kilómetros de distancia, el Consejo Musulmán de Gran Bretaña (MCB) se apresuró a condenar el asesinato de decenas de estudiante pakistaníes hace unos días.
"Se trata de un incidente verdaderamente impactante que golpeará a cualquiera que conozca la noticia en su casa: madres, padres y cualquier persona que tenga la humanidad para defender la inocencia de los niños," advirtió el Dr Shuja Shafi, secretario general del Consejo Musulmán de Gran Bretaña, en un comunicado obtenido por OnIslam.net.
"Matar a lo niños, a los que el Islam siempre considera inocentes, es el crimen más atroz que uno puede pensar."
El Ejército lanzó una operación a gran escala en Waziristán del Norte el 15 de junio para acabar con la coalición matriz de los talibanes paquistaníes, Tehrik-e-Taliban Pakistan (TTP), al desplomarse las conversaciones de paz entre las dos partes en abril pasado, después de 40 días de alto el fuego entre las fuerzas de seguridad y los talibanes.
Unos 1.000 "militantes" han muerto en los ataques aéreos del ejército, mientras que 85 soldados han muerto desde el 15 de junio.
Según la autoridad para la gestión de desastres de FATA (Áreas Tribales bajo Administración Federal), unos 200.000 de un total de 800.000 habitantes de Waziristán del Norte ya se han desplazado a otras partes del país, incluyendo el vecino Afganistán.
La autoridad espera que el número de personas desplazadas internamente (PDI) pueda alcanzar los 500.000 en los próximos días.
Fuente: Onislam

martes, 23 de diciembre de 2014

Aplausos a una novia musulmana que dejó su ramo a las víctimas del secuestro en Sídney

El colectivo islámico de Australia ha mostrado una gran solidaridad con las víctimas



LUNES, 22 DE DICIEMBRE DEL 2014 - 11.57 H
El pasado domingo, el memorial improvisado que han creado con flores cientos de australianos como homenaje a los dos rehenes muertos en el secuestro del lunes en Sídney vivió un emotivo momento. Se produjo cuando de repente, entre todos los visitantes al lugar, irrumpió una recién casada musulmana.
Manal Kassem, vestida con un opulento traje de novia, que incluía el hijab, se abrió paso hasta el lugar de la ofrenda y ahí, suscitando una oleada de aplausos, depositó su ramo de novia como homenaje a las víctimas. A su lado, su esposo la observaba con orgullo.
"Lo ha hecho como muestra de respeto a su país, que un día será el país de sus hijos y sus nietos", comentó una familiar de la novia a la agencia Australian Associated Press.
Las imágenes de su acción se convirtieron en un fenómeno viral en las redes sociales donde cientos de personas aplaudieron ese gesto.